Seleccionar página

Siempre supe que este blog recorrería el mundo. Siempre soñé con llegar a ciento, miles de corazones y… el sueño se está cumpliendo. ¡Está llegando!
Pero este blog no es más que un simple instrumento de Cristo. Un Cristo vivo que, entre click y click se va metiendo en los corazones de quienes visitan este blog.
Toca sus corazones: los hace llorar, los lleva a la conversión, a la súplica, a la reflexión, a la esperanza del encuentro y les renueva las ilusiones por vivir.
Como director del sitio te INVITO A SUMARTE con tu ORACIÓN y con tu APORTE ECONÓMICO. Hay muchos corazones sedientos de un momento de reflexión y necesitamos dinero para poder llegar a ellos.
Solo debes hacer click en el ícono de abajo, dejar tus datos y hacer un aporte voluntario que, aunque sea pequeño, para mi es grandioso.
Donaciones Internacionales
Dólares – Euros – Otras monedas

 

PAY PAL











 

 

Donaciones en Pesos Argentinos
Pago Fácil – Rapi Pago – Tarjeta Naranja












 

 

Muy agradecido, Pablo Córdoba.